Las empresas del IBEX 35 aumentan su compromiso con el cero neto, pero se estancan en la reducción de emisiones

/COMUNICAE/

EcoAct, una empresa de Atos, ha publicado hoy el «Estudio sobre la acción y divulgación climática de las empresas de 2022», con el objetivo de analizar cómo abordan las empresas el cambio climático y cómo comunican sus objetivos y logros

Durante los últimos doce años, este estudio internacional ha tenido como objetivo poner de relieve las mejores prácticas y el desempeño en materia de divulgación climática de las empresas de diversos índices bursátiles y sectores. El estudio de este año revela que las empresas están más comprometidas que nunca con el clima y que su compromiso con el objetivo de cero neto va en aumento, pero también demuestra la dificultad de integrar la acción climática como un elemento estratégico de la empresa, así como de acelerar la reducción real de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI). Si las empresas no redoblan urgentemente sus esfuerzos climáticos, el Acuerdo de París podría terminar siendo una «promesa vacía».

La urgencia climática es cada vez más evidente, sin ir más lejos, la Organización Meteorológica Mundial advierte de la necesidad de multiplicar por siete el esfuerzo de reducción de las emisiones de GEI de aquí a 2030 para limitar el aumento de la temperatura a 1,5 °C.

Aunque el estudio sigue basándose principalmente en la información disponible en las fuentes de acceso público, este año, EcoAct ha mejorado y actualizado su metodología de evaluación en los siguientes aspectos:

  • El estudio ha analizado 119 de las mayores empresas internacionales, cubriendo 27 sectores, en los siguientes índices bursátiles: IBEX, CAC, DAX, DOW, FTSE y FTSE MIB.
  • Las preguntas se ajustaron al nuevo Estándar de Cero Neto de la Iniciativa de Objetivos Basados en la Ciencia (SBTi, por sus siglas en inglés) publicado en octubre de 2021. En los dos últimos años, se ha aplicado una mayor puntuación a las categorías de «Ambición y Objetivos» y de «Logros», ya que la necesidad de establecer objetivos de reducción de emisiones alineados con la ciencia y su cumplimiento es cada vez más urgente.

Clasificación general
En 2022, medir el liderazgo climático no se trata únicamente de una cuestión de compromiso, sino de la capacidad de lograr una reducción de las emisiones en consonancia con el objetivo global de limitar el aumento de la temperatura del planeta a 1,5 °C. Sin embargo, el estudio muestra que la mayoría de las empresas que cotizan en bolsa no han demostrado la reducción de emisiones exigidas en el último año. Solo el 43% de las empresas alcanzó el nivel de reducción más ambicioso (1,5 °C) para los Alcances 1 y 2 y el 29% para el Alcance 3. En el estudio se observa que los objetivos no se están materializado; esto se refleja, en particular, en una puntuación media global de las 20 primeras empresas inferior a la del año anterior: 77,9% en 2021 frente a 67,4% en 2022. Las empresas que se posicionan en el top 3 de la tabla de líderes en materia climática son: Telefónica, compañía española de telecomunicaciones, Sanofi, grupo farmacéutico francés, y E.ON, productor y distribuidor alemán de electricidad y gas.

Ningún índice destaca más que otro en esta clasificación: mientras que el 78% de las empresas considera el cambio climático como un riesgo en sus informes anuales, casi un tercio (22%) no lo considera un riesgo principal para su organización.

Por otro lado, los estándares alineados con los últimos avances científicos están ganando impulso, como el Estándar de Cero Neto de la iniciativa SBTi que ofrece un plan de acción claro para abordar la gran disparidad y la falta de comparabilidad de las ambiciones climáticas de las empresas. En el estudio, se puede observar que el 70% de las empresas evaluadas se han comprometido al objetivo de cero neto, pero la mayoría de estos compromisos no están respaldados por un plan de acción a largo plazo: solo el 4% de las empresas analizadas tiene objetivos a largo plazo alineados con la ciencia para los Alcances 1 y 2; y solo el 3% tiene uno para el Alcance 3.

Las últimas ediciones de este estudio confirman el enorme potencial que tienen las grandes empresas para impulsar la reducción de las emisiones de carbono, a la vez que demuestran la posibilidad de obtener una ventaja competitiva mediante la actuación en materia de sostenibilidad.

Las empresas de informática y telecomunicaciones siguen en cabeza
El año pasado, los líderes del estudio general fueron Microsoft y Apple, que demostraron un gran rendimiento informativo en cada una de las cuatro secciones evaluadas. De nuevo, este año, las empresas del sector tienden a demostrar las mejores prácticas sobre divulgación climática en muchas categorías. De hecho, el 93% de los compromisos de emisiones netas del sector están alineados con una trayectoria de calentamiento de 1,5°C y el 83% incluyen objetivos de reducción de Alcance 3 verificados por la iniciativa SBTi a mediano plazo (en comparación con una media del 46% de todo el estudio). Todas las empresas de este sector han aplicado medidas de mitigación y el 69% ha logrado algún tipo de reducción en los Alcances 1 y 2 (frente al 51% del conjunto del grupo) y el 54% en el Alcance 3 (frente a solo el 34% de media).

El sector financiero, clave en la transición al cero neto, no está desempeñando su papel como motor de la transformación
Las empresas del sector financiero también estuvieron muy presentes el año pasado, al igual que este año, ya que 16 de ellas se encuentran entre las mayores empresas cotizadas en los índices estudiados. Sin embargo, a pesar de su papel clave en la financiación de la transición, el sector se queda corto con una puntuación media del 39%, que oscila entre el 12% y el 58%. De hecho, el sector se está quedando atrás en cuanto a ambición y compromiso, así como en cuanto a resultados: la mitad de las empresas del sector financiero han logrado reducir sus emisiones de Alcance 1 y 2 de acuerdo con la ciencia, pero solo el 6% ha reducido sus emisiones de Alcance 3.

IBEX 35 – 4 empresas españolas en el top 20 internacional
Telefónica (1º), Ferrovial (14º), Iberdrola (17º) e Inditex (20º) son las cuatro empresas españolas que destacan en esta clasificación internacional, siendo una empresa española la número uno del mundo: Telefónica. La empresa, líder de telecomunicaciones en España, fue la primera compañía de telecomunicaciones en el mundo en establecer objetivos cero neto verificados por la iniciativa SBTi.

Como líder internacional por la acción climática, Maya Ormazabal Herrero, Directora de Medio Ambiente y Derechos Humanos de Telefónica S.A., afirma: «En Telefónica llevamos veinte años abordando el cambio climático como parte de nuestra gestión. Contamos con objetivos de reducción de emisiones tanto a corto, como a medio y largo plazo en toda nuestra cadena de valor. Nuestros objetivos están además alineados con lo que la ciencia del clima exige actualmente a las empresas para limitar el calentamiento a 1.5°C.

Liderar el estudio de EcoAct confirma la necesidad de desarrollar estrategias de acción climática a largo plazo que garanticen un crecimiento empresarial alineado con la descarbonización. A las puertas de la COP27, la urgencia para reducir nuestras emisiones es cada vez más palpable. El sector de las telecomunicaciones es un aliado esencial en la transformación de otras industrias y los beneficios de la conectividad y la digitalización son clave en la transición al cero neto».

En el último año, ha habido un auge de los compromisos de las empresas del IBEX 35, alineándose así con lo pautado por el Acuerdo de París; pasando de 6 compañías comprometidas en 2020 a 23 en 2022, lo que demuestra una creciente ambición climática por parte de las empresas españolas. Además, el IBEX es el índice más ambicioso en cuanto a las escalas temporales para la consecución de compromisos para alcanzar el cero neto.

En 2022, cabe destacar que el 37% de las empresas redujeron sus emisiones de Alcance 1 y 2 alineadas con una trayectoria de 1,5ºC. Uno de los ejemplos claros es el desempeño de Ferrovial, pues ha conseguido reducir sus emisiones en todos los Alcances, apostando por la transición a energías renovables y una flota más eficiente de vehículos.

Finalmente, aunque el 100% de las 20 mayores empresas del IBEX 35 incluyen sus emisiones de Alcance 3 en sus informes, el estudio revela que solo el 20% de las empresas ha logrado reducir las emisiones de su cadena de valor. Se trata, como se ve, de un área de mejora considerable para las compañías del IBEX 35.

Fuente Comunicae

Ir a la fuente
Author:

Powered by WPeMatico